martes, 5 de noviembre de 2013

Escuela sin wifi: por una escuela libre de radiaciones

     Una de las primeras webs que encontré buscando información fue la de Escuela sin Wifi.

 
    Desde este colectivo, se lucha para que las nuevas tecnologías se implanten en el sistema educativo de forma no perjudicial para la salud de niños y profesores, algo que no sucede si el método de acceso a los recursos es inalámbrico. 
El wifi está siendo la forma generalizada de acceso e implatación de internet para pizarras electrónicas, tablets, ordenadores, etc.., en los centros educativos españoles, amén del número de dispositivos telefónicos inalámbricos que a título personal se añaden y suman radiación a la del wifi. El problema es que, siendo la educación obligatoria, los niños que asisten a clase en centros donde hay wifis implatados, están todo el día siendo irradiados y lo estarán durante todo el tiempo en el que prolongue su formación académica. Teniendo en cuenta solamente los años de la educación obligatoria (incluyendo infantil), se sabe que los niños pasarán más de 10.000 horas en sus centros educativos siendo innecesaria y peligrosamente irradios. 

1. Es peligroso, incluso más que para un adulto, puesto que la ciencia nos dice que los niños absorben más radiación que los adultos.


     Las anteriores imágenes muestran cómo los cráneos son afectados de manera inversamente proporcional con respecto a la edad. El siguiente indica la relación directa que ha sido observada entre los casos de autismo y la exposición a radiaciones electromagnéticas. Impresionante.



Desafortunadamente, en España tuvimos el conocido caso del colegio García Quintana de Valladolid, situado a escasos 50 metros de un edificio plagado de antenas de telefonía, y en el que varios niños (5 y una profesora) resultaron diagnosticados de leucemia, con fatal deselance para uno de ellos.

Podéis ver su relato, recogido en el documental de Pedro Erquicia: Peligro telefonía móvil: A contracorriente, entre otros testimonios.

2. Es innecesario, puesto que el acceso a internet y el funcionamiento de las nuevas tecnologías es totalmente inofensivo para todos si se hace por cable.

Son muchos los países que están retirando los wifis de las escuelas.
En Estados Unidos, por ejemplo, la Asociación Nacional de Educación reivindica y promueve el uso del cable como vía de acceso y defiende que los centros educativos deben ser espacios medioambientalmente sanos, lo cual incluye tener buena calidad de aire interior, estar libre de humos, estar a salvo de los peligros ambientales químicos, así como de los campos electromagnéticos peligroso.


Véase: 
Resolución de la Política Nacional NEA C-19 Escuelas ambientalmente segura de su sitio web: Escuelas ambientalmente seguras   
Citado en 2013  NEA Resoluciones www. nea .org / assets / docs / nea - resoluciones -2012-13.pdf

"En mayo de 2011, sobre la base de las últimas investigaciones, la Organización Mundial de la Salud clasificó los campos electromagnéticos como carcinógeno de Clase 2B junto con plomo y DDT. Las directrices actuales de la FCC para radiación electromagnética explícitamente no cubren los niños o las mujeres embarazadas. De acuerdo con la política de NEA (National Education Association) nuestros empleados tienen el derecho de saber acerca de los cambios en su entorno que puedan tener efectos adversos para la salud."
¿Por qué algo así no puede suceder aquí? 
¿Por qué aquí las autoridades consienten ese peligro para nuestros hijos?
¿Por qué tienes que estar nuestros niños expuestos a peligros científicamente conocidos cuando la solución es tan sencilla?  
La propuesta de Escuela sin wifi es clara: 

Instamos a la aplicación del Principio de Precaución
  • el Principio de Precacución permite una respuesta rápida ante un posible peligro para la salud humana, sin esperar a disponer de todos los datos y contar con una certeza plena, cuando las consecuencias de esperar mayores niveles de certidumbre pueda resultar en daños serios o irreversibles.
Exigimos la sustitución del wifi en los centros escolares por otra tecnologia que no implique la exposición innecesaria a campos electromagnéticos potencialmente nocivos
  • Un gran número de escuelas en España han instalado redes informáticas inalámbricas (wifi, WLAN). Sin embargo, todavía muchos padres, profesores y autoridades no son conscientes de la creciente evidencia científica que afirma que dichas tecnologías móviles e inalámbricas suponen un riesgo para la salud, debido a la emisión de radiaciones potenciamente nocivas. Sin embargo, las conclusiones de dichos estudios científicos y las advertencias de organismos públicos no siempre llegan a la opinión pública.
  • Estas radiaciones se asocian a un aumento del riesgo de desarrollar determinadas enfermedades, como cánceres y tumores, y los niños son especialmente vulnerables.
  • La solución es muy sencilla: instalar sistemas que permitan acceder a internet de un modo seguro, es decir, evitando someter a nuestros niños a radiaciones electromagnéticas portencialmente nocivas. Es el caso del acceso  a través de cableado estructurado. Basta con que aquellos centros educativos que tengan acceso a internet a través de wifi lo cambien por cable.
En su Resolución 1815, la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa dicta, entre otras, las siguientes recomendaciones que justifican la labor de ESCUELA SIN WIFI:
  • Adoptar todas las medidas razonables para reducir la exposición a los campos electromagnéticos, especialmente a las radiofrecuencias emitidas por los teléfonos móviles, y en especial la exposición de los/as niño/as y jóvenes que al parecer corren el mayor riesgo de tumores de la cabeza
  • Desarrollar, en los distintos ministerios (educación, medio ambiente y sanidad), campañas de información específicas dirigidas al profesorado, las madres y padres y los/as
    niños/as para advertirles de los riesgos específicos del uso precoz, indiscriminado y prolongado de los teléfonos móviles y de otros dispositivos que emiten microondas;
  •  Dar preferencia para los/as niños/as en general, y en especial en los centros de enseñanza y en las aulas, a las conexiones a Internet por cable, y regular estrictamente el uso de teléfonos móviles por parte de los/as niños/as en el reciento escolar.




No hay comentarios:

Publicar un comentario